Revista_TOPE_265_HEXAGON_Imagen_destacada

Máxima precisión en la inspección de productos electrónicos delicados / nº 265

Inspección de alto volumen de los objetivos de la cámara de teléfonos inteligentes simplificada con las capacidades de escaneo óptico y palpado de bajo impacto en una máquina de medición por coordenadas (MMC)

Revista_TOPE_265_HEXAGON
La nueva solución de precisión submicrométrica ayuda a los fabricantes a cuadriplicar el rendimiento de la inspección para productos electrónicos delicados

La división Manufacturing Intelligence de HEXAGON presentaba recientemente una nueva máquina de medición por coordenadas (MMC) que supera los desafíos comunes en la medición de componentes delicados, como los ensamblados de los objetivos para las cámaras de teléfonos inteligentes, para ayudar a los fabricantes a efectuar inspecciones de calidad hasta cuatro veces más rápido que con los métodos convencionales sin comprometer la precisión de submicras.

La demanda continua de productos de alto valor que se ensamblan con precisión a partir de materiales delicados, como los smartphones y la tecnología portátil, requiere que los fabricantes de electrónica inspeccionen grandes volúmenes de componentes frágiles y miniaturizados con muy alta precisión. Por ejemplo, el cuerpo de la lente de plástico del objetivo de un smartphone puede tener un diámetro de pieza de 7 mm y la tolerancia con la cual se fabrica puede ser de tan solo 1 ó 2 micras.

La forma geométrica precisa de estos componentes resulta de gran importancia ya que una mala alineación puede provocar imágenes distorsionadas en la cámara y afectar considerablemente la experiencia del usuario del producto. Para muchas aplicaciones, el muestreo de calidad es suficiente, pero cada pieza de un ensamblado de objetivo debe ser inspeccionada para garantizar una calidad total.

Con una precisión de medición de longitud en primer término de .28 micras, la Leitz PMM Gold –con una “P” de precisión– es la máquina de metrología más precisa jamás fabricada por Hexagon. La inspección óptica de la nueva máquina tarda unos cinco minutos en inspeccionar el cilindro de la lente de principio a fin, no requiere la intervención humana más allá del posicionamiento de las piezas y no entra en contacto con componentes frágiles durante la medición.

Además de permitir procesos de medición más rápidos, sus sensores sin contacto son especialmente sensibles a las desviaciones en geometría, lo cual puede resultar crítico para validar la calidad de los componentes de precisión. Por ejemplo, se requieren hasta siete capas de material diferente para producir un solo objetivo para la cámara de un smartphone, por lo que incluso mínimas discrepancias en la calidad de la superficie pueden alterar drásticamente los resultados.

En contraste, los perfilómetros usados tradicionalmente para la inspección de piezas electrónicas delicadas como los objetivos para la cámara de smartphones, a menudo deforman los componentes durante la medición y se requiere dedicar de 20 a 30 minutos por pieza para la inspección debido a los estrictos requerimientos de posicionamiento de la pieza. Si bien es muy preciso, una limitación adicional del perfilómetro consiste en que solo se puede usar para una inspección de calidad final, aunque es posible efectuar una inspección sin contacto en cada etapa de ensamblado cuando así se requiere.

Svenja Schadek, director de producto, explicó “Como el mayor proveedor de MMC del mundo, Hexagon tiene amplia experiencia en equipos de producto para responder a las necesidades de los fabricantes que se enfrentan a nuevos desafíos de productividad y calidad. A través de un esfuerzo R&D combinado, desarrollamos una MMC que ofrece una muy alta precisión y un menor espacio de montaje necesario para que nuestros clientes puedan llevar al mercado los productos de consumo más recientes con mayor rapidez, con mayor fiabilidad en los procesos de fabricación al emplear una inspección rigurosa y de alto nivel de muestreo”.

La capacidad de cambiar fácilmente entre herramientas de inspección ópticas y táctiles de bajo impacto es uno de los puntos fuertes de la Leitz PMM Gold, ya que una medición precisa de los componentes con grietas profundas puede resultar difícil sin el uso de puntas. Las capacidades de palpado táctil de bajo impacto que ofrece la nueva MMC garantiza que las superficies delicadas permanezcan intactas mientras un sensor óptico permite que se lleve a cabo una inspección rápida sin tener contacto con las piezas.

El sistema de intercambio de sensores completamente automatizado de la MMC permite a los usuarios cambiar fácilmente entre estos palpadores y los cabezales del sensor y permite transiciones sencillas al medir una mezcla de diferentes elementos de la pieza.

Diseñado especialmente para la fabricación de muy alta precisión, la Leitz PMM Gold es 30 por ciento más pequeña que las máquinas de la competencia, lo cual ahorra un espacio valioso en el taller.

Disponible ya en todo el mundo, las capacidades exclusivas de esta MMC también resultan ideales para la inspección de muy alta precisión de engranajes de precisión para vehículos eléctricos, así como otros componentes de precisión y la calibración de galgas y piezas maestras.

Para más información, visite HexagonMI.com/Leitz-PMM-Gold.

HEXAGON MANUFACTURING INTELLIGENCE

93 5946920 
www.hexagonmi.com/es-ES/

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Fields with * are mandatory.